China emite informe sobre derechos humanos en Estados Unidos

In Derechos humanos, Noticias by PSTBS12378sxedeOPCH

BEIJING, 25 may (Xinhua) -- China respondió hoy viernes a las críticas e informaciones distorsionadas sobre su situación de derechos humanos por parte de Estados Unidos, publicando su propio informe sobre el registro de derechos humanos de ese país norteamericano.


El Registro de Derechos Humanos de Estados Unidos en 2011 fue emitido hoy por la Oficina de Información del Consejo de Estado, el gabinete chino, en respuesta al Informe sobre las Prácticas de Derechos Humanos en los diferentes países para 2011, dado a conocer por el Departamento de Estado estadounidense ayer jueves.

Se trata del decimotercer registro anual que China publica para responder a los ataques de este tipo por parte de EEUU.

Como en años anteriores, el informe está plagado de señalamientos excesivamente críticos sobre la situación de los derechos humanos en cerca de 200 países y regiones, así como de distorsiones y acusaciones relacionadas con la causa de los derechos humanos en China.

Sin embargo, una vez más el país norteamericano hizo la vista gorda en cuanto a su propia lamentable situación de derechos humanos, y siguió guardando silencio al respecto, señala el documento chino.

El Registro de Derechos Humanos de Estados Unidos en 2011 tiene como objetivo revelar al mundo “la verdadera situación de los derechos humanos en EEUU”, y “urgirle a enfrentarse con sus propias acciones”, agrega el texto.

El informe de China cubre asuntos relacionados con seis temas, a saber, la seguridad de la vida, las propiedades y los individuos; los derechos civiles y políticos; los derechos económicos, sociales y culturales; la discriminación racial; los derechos de las mujeres y los niños y la violación de los derechos humanos en otros países por parte de EEUU.

Los hechos citados en el documento son una fracción pequeña pero ilustrativa del deprimente registro de la situación de los derechos humanos en el país norteamericano.

La lamentable situación de los derechos humanos en EEUU no le permite, desde ninguna condición, y desde ninguna base moral, política o legal, asumir el papel de “juez de derechos humanos” del mundo, ni colocarse por encima de los demás países para emitir su Informe sobre las Prácticas de Derechos Humanos año tras año, con el fin de acusarles y censurarles, según el informe chino.

En su documento, China también aconsejó al gobierno estadounidense mirar directamente sus propios problemas de derechos humanos y poner fin a las “impopulares prácticas” de utilizar los derechos humanos como un instrumento político para intervenir en los asuntos internos de otros países, manchar la imagen de éstos en beneficio de sus propios intereses estratégicos y utilizar un doble rasero en cuanto a los derechos humanos. Asimismo, le urgió a abandonar la búsqueda de la hegemonía bajo el pretexto de defender los derechos humanos.

De acuerdo con el reporte, la violación de los derechos civiles y políticos en Estados Unidos es “grave”, y el país “se engaña a sí mismo” al autoproclamarse como “la tierra de la libertad”.

El documento menciona la detención de manifestantes del movimiento “Ocuppy Wall Street”, y señala que dichos arrestos sirven para “ofrecer un vistazo a la verdad de las llamadas ‘libertad y democracia’ de EEUU”.