Legislatura china adopta enmienda de ley para control de enfermedades ocupacionales

In Legislación, Noticias by PSTBS12378sxedeOPCH

La máxima legislatura de China, en la conclusión de su sesión bimestral hoy, adoptó la enmienda a la Ley de Prevención y Control de Enfermedades Ocupacionales con el fin de proteger mejor los derechos legales de los trabajadores.


La máxima legislatura de China, en la conclusión de su sesión bimestral hoy, adoptó la enmienda a la Ley de Prevención y Control de Enfermedades Ocupacionales con el fin de proteger mejor los derechos legales de los trabajadores.

La enmienda fue añadida después de que el Comité Permanente de la Asamblea Popular Nacional (APN, el máximo órgano legislativo chino) realizara una tercera lectura del proyecto que previamente había sido estudiado en junio y octubre.

El presidente Hu Jintao emitió la orden de que se publique la enmienda, que entrará en vigor a partir del día de su publicación.

Las enfermedades ocupacionales se refieren a los padecimientos causados por contacto con polvo, materiales radiactivos u otros elementos tóxicos o perjudiciales durante las actividades ocupacionales de los trabajadores en empresas, instituciones públicas y unidades empresariales particulares, dice la ley enmendada.

La enmienda subraya los esfuerzos que ha hecho China para aligerar los procedimientos en casos de enfermedades profesionales y en proteger los derechos legales de los trabajadores en un momento en que el tratamiento de enfermedades relacionadas con el trabajo comienza a ser una preocupación pública.

CRECIENTE PREOCUPACION

La campaña de modernización de China en las tres décadas pasadas generó muchas empresas, las cuales, especialmente las firmas pequeñas y medianas, han destinado pocos recursos a la salud ocupacional, lo que ha dado como resultado una situación sombría con respecto a la prevención de enfermedades ocupacionales, de acuerdo con las autoridades.

China registró más de 27.000 nuevos casos de enfermedades relacionadas con el trabajo el año pasado, de acuerdo con cifras dadas a conocer por el Ministerio de Salud Pública del país. Cerca de 87 por ciento, o 23.000 casos, fueron de neumoconiosis, mientras que más de 2.000 casos fueron de intoxicación ocupacional.

Del total de casos en 2010, 69 por ciento se registraron en los sectores de carbón, ferrocarriles y metales no ferrosos.

Gao Shimin, un funcionario de alto nivel de la Administración Estatal de Seguridad en el Trabajo, dijo hoy que se prevé que la supervisión continua en el país revele crecientes números de casos de enfermedades relacionadas con el trabajo.

“Esto es apenas la punta del iceberg”, opinó Gao en una conferencia de prensa ofrecida después de que concluyera la sesión, en referencia a la realidad de un enorme número de trabajadores que rara vez se somete a revisiones de salud relacionadas con el trabajo.

China adoptó previamente la Ley sobre Prevención y Control de Enfermedades Ocupacionales en 2001. Sin embargo, en los años recientes se ha registrado un incremento en las informaciones periodísticas acerca de las duras batallas que enfrentan los mineros del carbón que padecen neumoconiosis para recibir tratamiento apropiado e indemnización de sus empleadores originales.

En muchos casos, a los pacientes se les dificulta que organizaciones certificadas les diagnostiquen la enfermedad ocupacional si no pueden presentar evidencia suficiente para vincular sus síntomas a actividades ocupacionales.

China tiene más de 200 millones de agricultores convertidos en trabajadores migrantes, que se han convertido en el pilar de los trabajadores industriales del país.

Sin embargo, en muchas de sus relaciones de trabajo no recibieron protección médica suficiente de sus empleadores, quienes en ocasiones ni siquiera se preocupaban por firmar un contrato con ellos.

La enmienda tiene el objetivo de cambiar drásticamente la situación simplificando el proceso para el tratamiento de enfermedades ocupacionales e insistiendo en que empleadores y órganos gubernamentales mejoren las medidas de salud ocupacional.

MEDIDAS

Un trabajador puede optar por someterse a una revisión médica para detectar enfermedades ocupacionales en la región donde opere su empleador, en su área de registro familiar o en la región donde reside actualmente, estipula la enmienda.

Una persona puede ser declarada como paciente de enfermedad ocupacional si ninguna evidencia puede rechazar la conexión necesaria entre síntomas y elementos perjudiciales relacionados con esa enfermedad.

Además, de acuerdo con la enmienda, se puede determinar que una persona es un paciente con una enfermedad ocupacional con base en otra información, incluidos los síntomas del trabajador y su historial laboral, aun sin el documento del empleador acerca de información de elementos dañinos en sus ocupaciones ofrecidas.

La Administración Estatal de Seguridad en el Trabajo prometió exhortar más a los empleadores a que mejoren las condiciones de salud ocupacional y se harán mayores esfuerzos para mejorar a nivel nacional el sistema de inspección de salud ocupacional, dijo Gao.

La administración reforzará los esfuerzos de inspección en firmas y especialmente en minas de carbón, granito y cuarcita, así como en los sitios de manufactura de asbestos y muebles de madera.

Además, el próximo paso del Ministerio de Salud Pública será trabajar con otros órganos gubernamentales para mejorar la clasificación de enfermedades ocupacionales del país. Fin