Canciller español considera en “fase expansiva” relaciones bilaterales con China

In Noticias, Política exterior by PSTBS12378sxedeOPCH

BEIJING, (Xinhua) — Las relaciones entre España y China “se encuentran en una fase expansiva” gracias al establecimiento de la asociación estratégica integral entre los dos países, destacó el ministro de Asuntos Exteriores español, Miguel Ángel Moratinos, en una entrevista por escrito concedida a Xinhua.


La visita de Estado de los Reyes de España “inaugura una nueva etapa y constituye una ocasión excelente para profundizar estas relaciones, fomentar el conocimiento mutuo y desarrollar nuevos ámbitos de interés común”, comentó el canciller español.

Las relaciones bilaterales entre ambos países se han intensificado gracias a los intercambios de visitas de alto nivel. En julio de 2005 el jefe del gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, visitó China, y el presidente chino, Hu Jintao, llevó a cabo la visita a España cuatro meses después, durante la cual se estableció la asociación estratégica integral entre ambos países.

Los Reyes de España Don Juan Carlos I y Doña Sofía se encuentran en China realizando una visita de Estado entre los días 24 y 29 de junio y apoyarán con su presencia el Año de España en China, producto de la visita a España del presidente chino Hu Jintao en 2005.

De acuerdo con Moratinos, el Año de España en China tiene como objetivo dar a conocer al pueblo chino la realidad de la España moderna y plural, a través de intensificar los contactos de alto nivel y aumentar las actividades de promoción comercial para afianzar la presencia de las empresas españolas en el país asiático, además de llevar a cabo un ambicioso despliegue cultural.

Un proyecto integral que incluye encuentros empresariales y esfuerzos de promoción de inversión y turismo aparte de actividades culturales es uno de los caracteres que diferencian al Año de España en China a otras iniciativas de este tipo organizadas por otros países, destacó Moratinos, quien puso de manifiesto el deseo de la parte española de “afianzar la posición de España en un país prioritario para nuestros intereses”.

“El carácter prioritario que España otorga a sus relaciones económicas y comerciales con China se refleja en el Plan Integral de Desarrollo del Mercado con una fuerte movilización de recursos económicos y considerables esfuerzos para impulsar las relaciones comerciales, que han experimentado un incremento importante en los últimos años”, señaló.

“La incipiente presencia en China de grandes empresas españolas de la moda, las infraestructuras, las energías renovables, y los sectores financiero y de telecomunicaciones supone un paso en esta dirección”, agregó el canciller español.

En este sentido, los Reyes de España asistirán mañana en la capital china a la Segunda Cumbre Empresarial España-China, cuya primera edición tuvo lugar en Madrid en noviembre de 2005, coincidiendo con la visita de Hu.

Asimismo, durante la visita de los Reyes, la empresa de telecomunicaciones española Telefónica y China Netcom firmarán cuatro acuerdos de colaboración. Además, se avanzará en el establecimiento en Beijing de un Centro Conjunto Hispano-Chino de Investigación de Energías Renovables y Cambio Climático, añadió Moratinos.

De esta forma, a lo largo del Año de España en China se prevén numerosas actividades de promoción económica y comercial a cargo tanto de instituciones públicas como de empresas españolas.

Sin embargo, ambos países aún están muy lejos del nivel de intercambios que correspondería a dos economías como la china y la española, la cuarta y la octava economías mundiales respectivamente, conforme al canciller español.

“En esa potenciación que pretendemos hay margen asimismo para equilibrar el importante déficit comercial existente, objetivo que consideramos también importante y para cuya consecución confiamos en la colaboración de las autoridades chinas”, puntualizó.

En 2006 el volumen de comercio entre los dos países aumentó en un 37,7 por ciento hasta alcanzar los 14.492 millones de dólares USA, de los que 11.489 millones de dólares correspondía a las exportaciones chinas, según los datos del Ministerio de Comercio chino.

Los esfuerzos llevados a cabo durante el Año de España en China son “a corto plazo” y “China, después de 2007, seguirá siendo un país prioritario para nuestros intereses después de 2007″, por lo que el Gobierno español “continuará apoyando la difusión de la cultura y lengua españolas, promocionando las inversiones de nuestras empresas en China, y fomentando los recursos turísticos de nuestro país”, entre otras acciones, recalcó.

Precisó que España es una gran potencia turística y China está llamada a ser un gran mercado tanto en el envío como en la recepción de turistas, por lo que “existe potencial para trabajar conjuntamente”.

Además, de acuerdo con Moratinos, China ha confirmado su participación en la Exposición de Zaragoza 2008, ocasión que Shanghai, anfitriona de la Exposición Universal de 2010, podría aprovechar para la promoción del evento en China.