China publica libro blanco sobre relaciones con la OMC

In Noticias, Política exterior by Xulio Ríos

BEIJING, 28 jun (Xinhua) — La Oficina de Información del Consejo de Estado, el gabinete chino, publicó hoy jueves un libro blanco titulado “China y la Organización Mundial del Comercio”.

El gobierno chino publica este libro blanco para ofrecer un repaso completo del cumplimiento de sus compromisos ante la Organización Mundial del Comercio (OMC), para explicar los principios, posturas, políticas y proposiciones de China en cuento al sistema de comercio multilateral, y para describir la visión y las acciones del país asiático a la hora de impulsar la reforma y la apertura hacia un nivel más elevado.

“China ha cumplido de forma integral sus compromisos con la OMC, ha abierto considerablemente su mercado al mundo y ha logrado resultados mutuamente beneficiosos a una escala más amplia”, indica.

“China cumplió todos sus compromisos de reducción de aranceles en 2010 y redujo el nivel general arancelario del 15,3 por ciento de 2001 al 9,8 por ciento”, señaló el viceministro de Comercio, Wang Shouwen, en una rueda de prensa.

Después, el país rebajó voluntariamente sus aranceles de importación de manera provisional en muchas ocasiones”, dijo Wang.

“La media arancelaria ponderada disminuyó al 4,4 por ciento en 2015, cerca del 2,4 y el tres por ciento de Estados Unidos y la Unión Europea, respectivamente”, afirmó Wang, que ejerce de representante comercial internacional adjunto de China.

“Con estos esfuerzos China ha asumido su responsabilidad como potencia”, señala el libro blanco, que destaca que China apoya firmemente el sistema de comercio multilateral y ha hecho una contribución significativa al mundo tras su ingreso en la OMC.

“China obedece a rajatabla y defiende las reglas de la OMC, y apoya un sistema comercial multilateral abierto, transparente, inclusivo y no discriminatorio. China ha participado en todas las actividades de la OMC, hecho oír su voz y aportado sus propias propuestas para la mejora de la gobernanza económica global. China es una activa participante, fuerte defensora y principal contribuyente al sistema comercial multilateral”, indica el libro blanco.

China accedió en 2001 a la OMC, lo que supuso un hito en su integración en la globalización económica y representó el inicio de una nueva etapa histórica de reforma y apertura.

“El ingreso de China en la OMC ha promovido el desarrollo del país asiático y ha beneficiado al resto del mundo”, manifiesta el documento. “China se ha convertido en un estabilizador principal y fuerza dinámica para la economía mundial”.

China mantiene su compromiso con la estrategia de apertura en beneficio de todos, promueve activamente la Iniciativa de la Franja y la Ruta y comparte las oportunidades y beneficios con otros países y sus pueblos al tiempo que se desarrolla y abraza el bienestar global y la prosperidad común.

“China continuará observando el principio de obtener beneficios compartidos mediante la consulta y la colaboración para llevar hacia adelante la Iniciativa de la Franja y la Ruta con el fin de ofrecer a otros oportunidades de subirse al tren expreso del desarrollo de China”, dijo Wang.

En los últimos 40 años China se ha adherido a la política nacional fundamental de reforma y apertura y ha trabajado por el desarrollo abriendo más sus puertas. Se ha ido conformando gradualmente un modelo de apertura integral, a múltiples niveles y de amplio espectro.

Ante el histórico punto de partida de una nueva era, la puerta abierta de China nunca se cerrará y se franqueará aún más, afirma el libro blanco.

“La apertura ha sido clave para el crecimiento económico de China en los últimos 40 años. Del mismo modo, el desarrollo de alta calidad de la economía de China en el futuro se conseguirá solo con una mayor apertura. China continuará aplicando la política nacional fundamental de reforma y apertura”, subraya el libro blanco.