China se opone a que alianza EEUU-Japón socave soberanía china sobre Islas Diaoyu

In Noticias, Política exterior by PSTBS12378sxedeOPCH

BEIJING, 23 abr (Xinhua) -- La alianza entre Estados Unidos y Japón, un acuerdo bilateral alcanzado en la Guerra Fría, no debe socavar la soberanía territorial ni los derechos legítimos de China, declaró hoy Qin Gang, un vocero del Ministerio de Relaciones Exteriores chino.


BEIJING, 23 abr (Xinhua) — La alianza entre Estados Unidos y Japón, un acuerdo bilateral alcanzado en la Guerra Fría, no debe socavar la soberanía territorial ni los derechos legítimos de China, declaró hoy Qin Gang, un vocero del Ministerio de Relaciones Exteriores chino.


El vocero hizo la declaración después de que el presidente estadounidense, Barack Obama, dijera que las Islas Diaoyu “están incluidas en la esfera del Artículo 5 del Tratado de Cooperación y Seguridad Mutuas entre Estados Unidos y Japón”, durante una entrevista con el diario “Yomiuri Shimbun” antes de su arribo a Tokio.



“Nos oponemos firmemente a poner a las Islas Diaoyu dentro de la esfera del Tratado de Cooperación y Seguridad Mutuas entre Estados Unidos y Japón”, afirmó Qin en una conferencia de prensa diaria.



Qin exhortó a Estados Unidos a que respete los hechos, asuma una actitud responsable y cumpla su compromiso de no tomar partido en asuntos de soberanía territorial.



El vocero también dijo que Estados Unidos debe ser cauto con sus palabras y hechos para desempeñar un papel constructivo en la paz y estabilidad regionales.



La postura de China sobre las Islas Diaoyu es firme y clara, porque estas islas son parte inherente del territorio chino y China tiene la soberanía indiscutible sobre ellas, aseveró.



La ocupación japonesa de las islas es “ilegal e inválida”. Sus provocaciones sobre el asunto son “injustificadas”, dijo el vocero.



“Nadie puede sacudir nuestra determinación para salvaguardar la soberanía territorial nacional y los intereses marítimos”, agregó Qin.



Japón ocupó las Islas Diaoyu durante la Guerra Chino-Japonesa en 1895. Después de la Segunda Guerra Mundial, las islas fueron devueltas a China de acuerdo con documenrtos jurídicos internacionales como la Declaración de El Cairo y la Proclamación de Potsdam.



En 1951, Japón, Estados Unidos y un número de otros países firmaron el Tratado de San Francisco, del cual fue excluida China, y el tratado puso a las Islas Nansei, al sur del paralelo 29 de latitud norte bajo la administración de Estados Unidos. Sin embargo, las Islas Nansei, puestas bajo la administración estadounidense, no incluyeron a las Islas Diaoyu.



Estados Unidos expandió posteriormente de forma arbitraria su jurisdicción para incluir a las Islas Diaoyu, pese a la firme oposición del gobierno chino.



En 1971, Japón y Estados Unidos firmaron el Acuerdo de Restitución de Okinawa, que estipulaba que las Islas Ryukyu y las Islas Diaoyu serían “devueltas” a Japón. La acción provocó la fuerte oposición del gobierno y pueblo chinos.



Cuando China y Japón estaban normalizando sus relaciones y concluyendo el Tratado de Paz y Amistad Chino-Japonés en la década de los 70, los entonces líderes de los dos países, por el bien de los intereses mayores de las relaciones chino-japonesas, alcanzaron el consenso de “dejar que el asunto de las (Islas) Diaoyu Dao se resolviera posteriormente”.




En 2012, Tokio actuó unilateralmente para “comprar” y “nacionalizar” las Islas Diaoyu, acción que tensó gravemente las relaciones chino-japonesas.