OCS comienza nueva era de cooperación

In Noticias, Política exterior by PSTBS12378sxedeOPCH

MOSCU, 13 jun (Xinhua) -- La Organización de Cooperación de  Shanghai (OCS) ha entrado en una era de cooperación pragmática que beneficiará a sus estados miembros y a la comunidad internacional. 


Esa es la impresión que tienen los medios de comunicación rusos de manera previa a la novena cumbre anual que se llevará a cabo el 15 de junio en la ciudad rusa de Yekaterinburgo, la cual se  celebrará precisamente ocho años después de que se fundara el  bloque regional que comprende a China, Rusia, Kazajistán,  Kirguistán, Tayikistán y Uzbekistán. 

     Es bajo el espíritu de Shanghai, el cual consagra la confianza  mutua, así como los beneficios, la igualdad, la negociación y el  respeto a la diversidad cultural, que la OCS se ha convertido  gradualmente en un mecanismo que mantiene los intereses comunes de sus estados miembros y ha promovido su cooperación. 

     De igual manera, se ha transformado en una importante fuerza  que permite que haya una paz duradera y un desarrollo común. La  OCS también ha hecho contribuciones cruciales en el  establecimiento de un orden justo y racional a nivel mundial. 

     Los miembros de la OCS han reforzado la confianza mutua y han  coordinado sus posturas en asuntos internacionales. Se espera que  la colaboración política dentro de la OCS sea un potente mecanismo al formar un nuevo orden político global. 

     En términos de seguridad, la cual es una de las principales  prioridades dentro de la OCS, todos los estados miembros han  obtenido grandes logros en la lucha contra el terrorismo, el  tráfico de drogas y otros problemas. 

     En particular, varias juntas de este año han hecho hincapié en  que se realice una “ruta” más tangible para una mayor cooperación en esta área. 

     La primera conferencia de los estados miembros de la OCS sobre  Afganistán se llevó a cabo el 27 de mayo en Moscú, en donde se  alcanzó un conseso sobre una cooperación comprensiva contra el  terrorismo, el tráfico de drogas y el crimen organizado. 

     De igual manera, los ministros de Defensa de la OCS aprobaron  un plan de cooperación para 2010 y 2011 tras la reunión del 29 de  abril en Moscú. 

     Una serie de documentos de cooperación concernientes al crimen  organizado transfronterizo, el lavado de dinero y la seguridad de  los gasoductos fueron firmados tras la primera reunión del 18 de  mayo de los ministros del Interior y de Seguridad Púbica en  Yekaterinburgo. 

     La cooperación económica y comercial también ha llevado a cabo  un fluido desarrollo entre los miembros de la OCS. Una serie de  tratados y proyectos de inversión se están implementando,  incluyendo proyectos de transporte que involucran a China,  Kirguistán y Uzbekistán. 

     Un nuevo proyecto para la cooperación económica y comercial  entre los estados miembros fue firmado por los primeros ministros  de la OCS en la cumbre celebrada en octubre de 2008, el cual ha  marcado puntos fundamentales para iniciativas futuras. 

     Además, los miembros de la OCS también han comenzado a disctuir mecanismos conjuntos contra la actual crisis económica global. Se  espera que los temas relevantes a este asunto formen parte de la  agenda durante la cumbre de Yekaterinburgo. 

     China ha llevado a cabo un papel activo en la cooperación  comercial y económica de la OCS. El volumen comercial entre China  y otros estados miembros ha aumentado a una tasa promedio anual de 30 por ciento. De 12.100 millones de dólares estadounidenses, a  67.500 millones de dólares registrados el año pasado. 

     A finales de 2007, China ha proporcionado a los otros miembros  de la OCS inversiones con un valor de 13,000 millones de dólares. 

     Los estados miembros también subrayaron la importancia del  aumento en la cooperación en materia de cultura, educación, salud, así como el control de desastres y auxilio. 

     La organización se ha convertido en “una plataforma para  establecer medidas colectivas”, señaló el secretario general de la OCS, Bolat Nurgaliyev. 

     En cumplimiento con la creciente necesidad de intercambios  extranjeros y cooperación, la OCS ha aceptado en años recientes a  Mongolia, Pakistán, Irán y la India como observadores. 

     De igual manera, ha establecido relaciones de contacto grupal  con Afganistán y ha obtenido estatus de observador en la Asamblea  General de las Naciones Unidas. La OCS también ha comenzado a  estudiar el mecanismo procedimental para aceptar nuevos estados  miembros. 

     Los analistas consideran que las razones en el crecimiento y  prosperidad del bloque consisten en que sus principipios y su  formación son congruentes con una tendencia multipolar y  globalizada, así como al desarrollo político de Eurasia y el  interés fundamental de sus pueblos.