Subrayan relevancia creciente de relación América Latina-China con visita de Xi Jinping

In Noticias, Política exterior by PSTBS12378sxedeOPCH

Líderes políticos y expertos de los países de América Latina coincidieron este jueves en el saldo muy positivo que está dejando la visita del presidente de China, Xi Jinping, quien concluyó su pasaje por Brasil con una cumbre bilateral con la presidenta Dilma Rousseff, y una inédita e histórica reunión con mandatarios de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC).


Líderes políticos y expertos de los países de América Latina coincidieron este jueves en el saldo muy positivo que está dejando la visita del presidente de China, Xi Jinping, quien concluyó su pasaje por Brasil con una cumbre bilateral con la presidenta Dilma Rousseff, y una inédita e histórica reunión con mandatarios de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC).

En la reunión China-CELAC fueron sentadas las bases para una mayor cooperación para el desarrollo entre China y la región.

Al final de la jornada, la presidenta brasileña, Dilma Rousseff, hizo un repaso de los acuerdos alcanzados durante la visita del mandatario chino, destacando las numerosas iniciativas que serán implementadas.

“Tuvimos una serie de acuerdos que estaban siendo gestados a lo largo de este período, y que ya han sido concretados”, señaló la mandataria.

Destacó el interés chino en los procesos de concesión de infraestructura y logística en Brasil, en áreas como las comunicaciones, la minería, la energía, la defensa, la ciencia y la tecnología, y la investigación espacial, como sectores estratégicos de la relación de Brasil con el país asiático.

Según la mandataria, las perspectivas de las relaciones económicas bilaterales se suman a los acuerdos alcanzados en el marco de la VI Cumbre del grupo BRICS, conformado por Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica, que finalizó a la víspera.

“Brasil y China dieron un paso muy significativo también porque cooperamos internacionalmente en instituciones fundamentales, una de ellas es el BRICS. Todo eso será potencializado porque tendremos el Nuevo Banco de Desarrollo y el Acuerdo de Reservas de Contingencia”, apuntó.

Por su parte, el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, afirmó que el encuentro China-CELAC fue “una reunión extraordinaria de diálogo, de trabajo, de acción, con resultados concretos” que redundarán en beneficios mutuos.

“En esencia, todo tuvo una gran carga de cooperación, de trabajo, de desarrollo compartido, de ganancia compartida, que es la base de un mundo de paz, relaciones de respeto, entre un gigante del mundo, una potencia como China, y nosotros, América Latina y el Caribe, que vamos transitando el camino para convertirnos todos juntos en una región potencia”, señaló.

Maduro subrayó que mientras que llegaban malas noticias por el agravamiento del conflicto en la Franja de Gaza y la caída de un avión de pasajeros en Ucrania atacado por un misil, de Brasilia salía “la mejor de las noticias, la construcción de un mundo de paz”.

“¿En base a qué? Al respeto, a la diversidad, y en base a que colocamos toda la voluntad política para construir los lazos del mundo pluripolar, multicéntrico que ya definitivamente ha nacido”, resaltó.

En el mismo sentido, el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, resaltó la creciente importancia para todos los países latinoamericanos y las perspectivas favorables que plantea el nuevo escenario con la ampliación de los lazos económicos y políticos con China.

“China es un país muy importante para todos los países de América Latina y muchos de ellos incrementaron, así como Colombia, un fortísimo comercio con China. Claro que nos interesa seguir incrementando ese comercio, esas negociaciones. Eso es parte de lo que está previsto en esta Cumbre”, afirmó.

También expertos latinoamericanos consideraron que hay un amplio campo de cooperación que puede ser explorado, tomando en cuenta el importante crecimiento que experimentó China en las últimas décadas y las necesidades de desarrollo económico de América Latina y el Caribe.

Amado Cervo, profesor de la Universidad de Brasilia y autor de Historia de la Política Externa Brasileña, subrayó que China se convirtió en una potencia industrial y exporta productos manufacturados, mientras que América Latina exporta muchos productos primarios.

Cervo comparó el papel jugado en el pasado por Estados Unidos en la región, realizando inversiones pero sin transferir tecnología para los países socios.

“Ahora, en el siglo XXI, China podría tener un papel muy importante para el desarrollo de Brasil y América Latina. Puede ser un factor muy importante para producir, crear empleos y resolver nuestros problemas de desarrollo”, señaló.

Segun él, será esencial que China, gracias al rápido desarrollo científico obtenido en el último período, promueva la cooperación tecnológica para que ocurra un salto de calidad en las economías de la región.

Para Enrique Dussel Peters, profesor de Economía de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), las perspectivas de la relación son buenas y “de máximo interés por ambas partes”.

La visita del mandatario chino “refleja la creciente y efectiva relevancia de América Latina y el Caribe para China, tanto en el ámbito político como económico y global”.

El experto mexicano destacó que, en su mensaje al Congreso brasileño, Xi Jinping propuso una relación basada en “la igualdad, el beneficio mutuo y el desarrollo común”, lo que deja muy claro que se trata de una relación “muy diferente a la que América Latina y el Caribe han tenido con otros países como Estados Unidos y la Unión Europea históricamente”.