La reforma y la vida del pueblo chino siguen siendo la prioridad de atención en la primera sesión de APN

In Noticias, Sistema político by PSTBS12378sxedeOPCH

En el informe, el gobierno establece la meta de crecimiento económico del país para 2013 en el 7,5 por ciento y promete mantener la subida del Índice de Precios al Consumidor (IPC) en alrededor del 3,5 por ciento.


La primera sesión de la XII Asamblea Popular Nacional (APN), el órgano parlamentario de China, se inauguró este martes por la mañana en el Gran Palacio del Pueblo en Beijing, en medio de una gran expectación por la elección del nuevo liderazgo del país.

Los diputados de la APN elegirán al nuevo presidente y vicepresidente, así como al primer ministro, los viceprimeros ministros y el gabinete, y aprobarán un plan de reforma institucional.

Cerca de 3.000 diputados procedentes de todo el país asistieron a la sesión de apertura junto a los máximos líderes del Partido y del Estado Hu Jintao, Xi Jinping, Wu Bangguo, Wen Jiabao, Jia Qinglin, Li Keqiang, Yu Zhengsheng, Liu Yunshan, Wang Qishan y Zhang Gaoli.

Durante la inauguración, que estuvo presidida por Zhang Dejiang, presidente ejecutivo del presidium de la sesión, Wen Jiabao presentó por última vez el informe de la labor del gobierno en calidad de primer ministro.

En el informe, el gobierno establece la meta de crecimiento económico del país para 2013 en el 7,5 por ciento y promete mantener la subida del Índice de Precios al Consumidor (IPC) en alrededor del 3,5 por ciento.

De acuerdo con el informe, el gobierno trabajará para garantizar que los ingresos per cápita de los ciudadanos aumenten al compás del crecimiento económico.

El 2013 es el año que marca el inicio de la implementación integral del espíritu del XVIII Congreso Nacional del Partido Comunista de China, un año crucial para la prosecución del XII Plan Quinquenal y un importante año para el asentamiento de los sólidos cimientos necesarios para culminar la edificación integral de una sociedad modestamente acomodada.

El primer ministro chino Wen así destacó en su informe de trabajo:

“Nuestro desarrollo sigue hallándose en un importante periodo coyuntural estratégico que nos ofrece oportunidades para acometer grandes empresas y nuestro desarrollo económico y social cuenta con múltiples condiciones favorables y factores positivos, pero también nos enfrentamos con muchos riesgos y desafíos”, dijo el premier.

Wen Jiabao propuso que el Estado aumente las inversiones en el mejoramiento de la vida del pueblo:

“Se crearán más de nueve millones de puestos de trabajo y se mantendrá la tasa de desempleo registrado en no más del 4,6 por ciento en las zonas urbanas. El gobierno se esforzará por simultanear el crecimiento real de los ingresos per cápita de la población urbana y rural con el crecimiento económico.

Wen señaló que China redoblará los esfuerzos por optimizar la estructura de los gastos fiscales.

“Debemos seguir priorizando los eslabones débiles y los ámbitos relacionados con la vida del pueblo, entre ellos, la educación, los servicios médicos y sanitarios y la seguridad social, someter los gastos ordinarios, incluidos los administrativos, a un control estricto y manejar con laboriosidad y economía todo lo que emprendamos.”

Las inversiones englobadas en el presupuesto central se destinarán principalmente al programa de viviendas de protección social; a la agricultura, las obras hidráulicas, el alcantarillado urbano y otras infraestructuras; a los servicios de interés social y demás programas relacionados con la vida del pueblo, y a terrenos como el ahorro energético, la reducción de emisiones y la protección del entorno ecológico, añadió Wen.

El primer ministro chino también refirió que en el mandato de este gobierno se profundizó la reforma de los regímenes médico, farmacéutico y sanitario y se implantaron un nuevo sistema de asistencia médica cooperativa rural y un sistema de seguro médico básico para la población urbana, configurándose así, preliminarmente, un sistema de seguro médico básico que cubre a todo el pueblo, con lo que el número de personas incorporadas a los diversos seguros médicos superó los 1.300 millones de personas.

Wen también advirtió en el informe de que las repercusiones subyacentes de la crisis financiera internacional se manifiestan constantemente y subrayó que la recuperación de la economía mundial está colmada de inestabilidad e incertidumbre.