PCCh intensifica construcción del Partido para contener corrupción

In Noticias, Sistema político by PSTBS12378sxedeOPCH

BEIJING, 3 sep (Xinhua) -- Mientras que las autoridades centrales de China continúan en plena campaña contra las conductas erróneas de los funcionarios, una serie de nuevas medidas sobre la organización del Partido Comunista de China (PCCh) están siendo elaboradas con el objetivo de utilizar el poder de una mejor manera y contener la corrupción.


BEIJING, 3 sep (Xinhua) — Mientras que las autoridades centrales de China continúan en plena campaña contra las conductas erróneas de los funcionarios, una serie de nuevas medidas sobre la organización del Partido Comunista de China (PCCh) están siendo elaboradas con el objetivo de utilizar el poder de una mejor manera y contener la corrupción.

Los esfuerzos se iniciaron la semana pasada después de que el Buró Político del Comité Central del PCCh aprobase un documento sobre las reformas acerca de cómo establecer el Partido que va hacia adelante.

Ante todo, el PCCh se ha centrado en reformar su sistema de organización, la selección y promoción del personal, el establecimiento de las unidades en los niveles de base y el sistema para cultivar la excelencia entre los cuadros.

Estos nuevos movimientos han revelado la resolución del PCCh, el partido gobernante de China, de administrar el país de manera científica y democrática con arreglo a la ley, subrayó Xin Ming, catedrático de la Escuela del Partido del Comité Central del PCCh.

Asimismo, se espera que también ayuden al Partido a luchar contra la corrupción y otros comportamientos erróneos de los funcionarios de manera efectiva, añadió.

Las reformas forman parte de un plan mayor lanzado en noviembre del año pasado durante la tercera sesión plenaria del XVIII Comité Central del PCCh, de acuerdo con un comunicado emitido el lunes por el Departamento de Organización del Comité Central del PCCh.

De acuerdo con el documento, se tomarán un total de 26 medidas al respecto y las labores pertinentes se cumplirán antes del 2017. Hasta finales de 2020, será establecido un sistema de construcción del Partido bien organizado, científico y eficaz.

El texto indicó que en el plan se pidió al PCCh que promueva a fondo el sistema democrático dentro del Partido, aplique estrictamente su disciplina, defienda la autoridad del Comité Central del PCCh y mantenga la unidad del Partido.

Se perfeccionarán en mayor medida los sistemas de congresos y elección del Partido, señaló el texto, y añadió que el plan también ha establecido tareas detalladas para lograr estos objetivos.

“Una organización bien disciplinada del Partido es fundamental para que éste lidere la modernización de China”, opinó Xin.

Xin cree que una poderosa organización del Partido y una serie de medidas específicas también ayudarán a aplicar mejor algunas de las regulaciones existentes, incluido el código anticorrupción del PCCh.

“No nos faltan reglas para contener la corrupción”, puntualizó Xin, “pero durante mucho tiempo algunas de ellas no han funcionado eficazmente como están demostrando al ser aplicadas estos días”.

“Un sistema cuidadosamente diseñado puede impedir que la gente cometa actos diabólicos, mientras que un mecanismo defectuoso podría forzar a una buena persona a hacer el mal”, dijo.

De las 26 medidas, un total de 13 están relacionadas con el sistema de personal, que incluye la selección y promoción de funcionarios, evaluación, formación, administración, supervisión y motivación.

El objetivo de las reformas en este ámbito radica en escoger a aquellos funcionarios y cuadros que “se mantengan firmes en la ideología y en la convicción, tengan la voluntad de servir al pueblo y sean diligentes y pragmáticos, valientes y responsables, honestos e íntegros”, rezó el comunicado.

Se cambiará la obsesión por los datos del Producto Interno Bruto (PIB) o el énfasis excesivo sobre la votación y otros barómetros rígidos a la hora de seleccionar a los funcionarios, agregó el documento.

“La opinión pública y el comportamiento en las labores económicas son importantes, pero no deben ser el único estándar para evaluar a un funcionario”, apuntó el académico.

“Un excesivo énfasis en estos elementos podría excluir a algunos distinguidos talentos competentes”, explicó.

Xin también enfatizó que las reglas y regulaciones sobre la construcción del Partido no son estipulaciones abstractas, por lo que se debe considerarlas en conjunto con los principios y valores fundamentales de un partido marxista.