PCCh reconoce el rol “decisivo” del mercado

In Noticias, Sistema político by PSTBS12378sxedeOPCH

El Partido Comunista de China (PCCh) ha reconocido el rol "decisivo" del mercado en la asignación de recursos, de acuerdo con un comunicado emitido después de su sesión clave sobre la reforma.


El Partido Comunista de China (PCCh) ha reconocido el rol “decisivo” del mercado en la asignación de recursos, de acuerdo con un comunicado emitido después de su sesión clave sobre la reforma.

China profundizará su reforma económica para garantizar que el mercado tenga un papel “decisivo” en la asignación de recursos, indica un comunicado emitido después de la tercera sesión plenaria de cuatro días del XVIII Comité Central del PCCh, que se clausuró hoy.

El mercado ha sido definido en muchas ocasiones como un rol “básico” en la asignación de recursos desde que el país decidió construir una economía de mercado socialista en 1992.

Por largo tiempo después de 1949, la idea del mercado fue un tabú asociado con el capitalismo.

Aún después de la reforma y la apertura en 1978, el país ha luchado para definir el mercado y algunos dogmáticos aún cuestionaron si el socialismo puede dar acomodo a la economía de mercado.

Fue hasta el XIV Congreso Nacional del PCCh realizado en 1992 que una economía de mercado socialista logró consenso. En la Tercera Sesión Plenaria del XIV Comité Central del PCCh, el partido acordó que el mercado, bajo el control macroeconómico estatal, debe ser el medio básico para la asignación de recursos.

El profesor Xie Chuntao, de la Escuela Partidista del Comité Central del PCCh, dijo a Xinhua que la definición de mercado en el documento de hoy muestra el profundo entendimiento del partido de lo que debe ser la economía de mercado y del papel que debe cumplir el gobierno.

En décadas pasadas, el mercado ha desempeñado un creciente papel en la economía de China, dijo Xie.

“El gobierno hizo un buen trabajo pero en algunas ocasiones intervino demasiado, lo cual generó elevados costos administrativos, baja eficiencia y corrupción”, dijo. “Creo que la dirigencia entiende cuáles son los problemas”.

El documento de hoy también reconoce que el fundamento de la reforma económica es la apropiada relación entre el gobierno y el mercado.

“La reforma debe dejar que el mercado desempeñe un papel decisivo en la asignación de recursos y que el gobierno cumpla mejor su deber”, indica el documento.

Para hacer que el mercado decida la asignación de recursos, la tarea primaria es construir un mercado abierto y unificado con una competencia ordenada, de acuerdo con el texto.

Los terrenos en las ciudades y en el campo, que se usen para la construcción, serán puestos en un mercado, agregó el comunicado.

Bajo un sistema de mercado moderno, se debe permitir a los negocios operar independientemente y competir justamente, mientras que los consumidores deben ser libres de elegir y consumir. Además, las mercancías pueden ser comercializadas libre e igualmente, agrega.

En el documento, el PCCh se comprometió a eliminar los obstáculos y mejorar la eficiencia y justicia en la asignación de recursos. Además, creará reglas de mercado justas, abiertas y transparentes y mejorará el mecanismo de precios de mercado.

Mientras mejora el papel del mercado, el PCCh transformará las funciones del gobierno y mejorará el sistema macroregulatorio y la gobernanza.

Profundizará las reformas del sistema administrativo, innovará con métodos administrativos y alentará la credibilidad y la ejecución del gobierno.

La dirigencia del PCCh, que asumió el cargo en noviembre del año pasado, ha tomado importantes acciones para añadir dinamismo al mercado.

El nuevo gobierno central formado en marzo ha impulsado una reforma institucional para reducir la burocracia y descentralizar el poder. Hasta ahora, ha abolido o transferido a gobiernos locales 221 ítems de aprobación administrativa.

La reforma orientada al mercado está en marcha. En julio, el banco central de China canceló el piso de tasas crediticias. La Zona de Libre Comercio Piloto de China (Shanghai) fue inaugurada en septiembre y se espera que genere un campo de prueba para la convertibilidad de la moneda china y la desregulación de tasas de interés.

“Creo, después de la tercera Sesión Plenaria, que vendrá más”, expresó Xie. Fi