China enfrenta desafíos en seguridad alimentaria por urbanización

In Noticias, Sociedad by PSTBS12378sxedeOPCH

BEIJING, 13 may (Xinhua) -- El Instituto Internacional de Investigación de Política Alimentaria (IIIPA) señaló en un informe publicado hoy que la seguridad alimentaria en China enfrenta presiones que requieren de la acción del gobierno.


BEIJING, 13 may (Xinhua) — El Instituto Internacional de Investigación de Política Alimentaria (IIIPA) señaló en un informe publicado hoy que la seguridad alimentaria en China enfrenta presiones que requieren de la acción del gobierno.

“La manufactura y los servicios reemplazan a la agricultura como motores económicos, lo cual puede tener un impacto en la seguridad alimentaria”, indica el Informe de Política Alimentaria Global 2014-2015.

Shenggen Fan, director general del IIIPA, comentó que la industrialización y la urbanización han reducido la ya de por sí limitada base de tierras arables, lo que obstaculiza los esfuerzos para mejorar la seguridad alimentaria.

China sufre cada vez más una “triple carga de desnutrición” (desnutrición, deficiencias de micronutrientes y obesidad), menciona el instituto, con sede en Washington.

A medida que China se vuelve más próspera y las preferencias de los consumidores cambian, las deficiencias de micronutrientes y la obesidad aumentan, de 1,5 a dos veces por encima de los niveles de 1991, apunta el informe del IIIPA.

“Si China pretende lograr un significativo avance para mejorar la seguridad alimentaria, entonces debe tomar acciones para promover la agricultura sostenible”, dijo Fan.

Más específicamente, los escasos y degradados recursos naturales de China requieren de una mayor investigación y desarrollo de prácticas y tecnologías agrícolas más eficientes, sugirió Fan.

“A medida que más personas dejan el campo para trasladarse a las áreas urbanas, las políticas del gobierno deben permitir que los residentes que se quedan aumenten el tamaño de sus granjas”, dijo Fan.

Las acciones críticas en esta dirección incluyen la certificación de derechos de tierra, rentas apropiadas y mercados para venta, además de una indemnización justa en caso de expropiaciones.