Economía china recibirá impulso en segunda mitad de 2015

In Noticias, Sociedad by PSTBS12378sxedeOPCH

BEIJING, 3 ago (Xinhua) -- La ralentizada economía china se verá impulsada en la segunda mitad del año, apoyada por el aumento de las exportaciones y del consumo familiar y por la recuperación del mercado inmobiliario, pronosticó un banco chino.


BEIJING, 3 ago (Xinhua) — La ralentizada economía china se verá impulsada en la segunda mitad del año, apoyada por el aumento de las exportaciones y del consumo familiar y por la recuperación del mercado inmobiliario, pronosticó un banco chino.

“En el contexto de una leve recuperación de la economía global, las exportaciones de China podrían aumentar moderadamente en la segunda mitad de este año, y podría repuntar un crecimiento económico de amplio alcance”, según un informe del Banco Industrial y Comercial de China (ICBC, por sus siglas en inglés), citado por el periódico Shanghai Securities News.

El crecimiento económico anual de China podría alcanzar en torno al 7,1 por ciento, pronosticó el ICBC, la mayor entidad bancaria del país.

Las medidas que lanzó el gobierno a principios de 2015 para apoyar el crecimiento condujeron a un crecimiento interanual del PIB del 7 por ciento en el segundo trimestre, sin cambios frente a lo registrado en el primer trimestre y mejor de lo previsto inicialmente.

Las actualizaciones industriales, la modernización agrícola y los nuevos productos y modelos de negocio estimulados por actividades emprendedoras masivas y más innovación contribuirán al crecimiento económico en los próximos meses, opina el ICBC.

La reciente recuperación del mercado inmobiliario, especialmente en las grandes ciudades, resulta propicio para el fomento del consumo de muebles y aparatos electrónicos y de la renovación de hogares, señala el informe, aunque advierte que muchas ciudades se enfrentan al desafío de reducir el exagerado stock de viviendas.

Sin embargo, el mejoramiento de las actividades económicas de China en los últimos meses fue “más débil de lo esperado”, ya que el consumo energético, la producción de hierro y acero, el volumen de carga de los ferrocarriles y otros indicadores económicos siguen siendo mediocres, según el mismo informe.