Expansión desenfrenada de industria del automóvil perjudicará economía china, según alto funcionario chino

In Noticias, Sociedad by PSTBS12378sxedeOPCH

TIANJIN, 4 sep (Xinhua) -- El crecimiento sin restricciones de la industria automovilística de China, alentado por las autoridades locales, podría llegar a perjudicar la economía nacional, dijo hoy sábado un oficial del gobierno central, quien advirtió que se debe frenar decisivamente la capacidad excesiva del sector.


A pesar de que China haya superado a EEUU para convertirse el año pasado en el mayor mercado automotriz mundial, con la venta de 13,64 millones de coches, la capacidad planeada para el año 2015 excederá de lejos la demanda del país, dijo Chen Bin, director de coordinación industrial de la Comisión Nacional de Desarrollo y Reforma Nacional, máximo órgano de planificación económica del país.

Los 30 principales fabricantes de coches de China lograron una capacidad de producción de 13,59 millones de vehículos a finales del año pasado y la cifra fijada para el año 2015 alcanzaría 31,24 millones de unidades, lo que excederá en gran medida la demanda, dijo Chen en el Foro Internacional del Desarrollo de la Industria del Automóvil de China, celebrado en la municipalidad septentrional de Tianjin.

Impulsados por los robustos ingresos y beneficios económicos, los gobiernos locales se han esforzado “a ciegas” para abrir nuevas fábricas y expandir la capacidad del sector, explicó Chen.

Sin embargo, el exceso de capacidad provocará una competencia viciosa, la cual dañará la rentabilidad corporativa y podría incluso entorpecer el desarrollo sostenible de la economía nacional, apuntó.

Chen instó a las autoridades locales a evitar fijar metas irrazonables para los fabricantes de coches y a poner fin a las políticas preferenciales de tierras e impuestos de las que disfrutan estas empresas.

También manifestó que los gobiernos deben fortalecer la supervisión de los datos de eficiencia industrial con el fin de realizar una distribución razonable de recursos.

Con la extensión hasta finales de año de la política de subsidios a la sustitución de vehículos, tanto la producción como la venta nacionales de vehículos excedieron cada una los 10 millones de unidades en los primeros siete meses, de acuerdo con las cifras reveladas en agosto por el Ministerio de Industria y Tecnología Informática del país.