Primer ministro chino pide considerar opinión del público en políticas del gobierno

In Noticias, Sistema político by PSTBS12378sxedeOPCH

BEIJING, 17 abr (Xinhua) -- El primer ministro de China, Wen Jiabao, pidió mayores esfuerzos para considerar la opinión del público en la formulación de políticas gubernamentales, y dijo que el gobierno creará las condiciones para alentar a la población a que hable con sinceridad.


En el texto completo de un discurso publicado hoy, Wen dijo a los miembros de la Oficina de Consejeros y del Instituto Central de Investigación de Cultura e Historia (ICICH) en un seminario sostenido el 14 de abril que transmitan los deseos de la población sin ocultar nada y que permitan que el gobierno conozca los problemas, contradicciones y dificultades existentes. La Oficina de Consejeros es un órgano asesor y el ICICH es una agencia de investigación académica, ambos subordinados al Consejo de Estado o gabinete de China.

El gobierno debe “escuchar las opiniones del público y reunir la sabiduría de toda la gente involucrada con el fin de elaborar una política gubernamental adecuada que corresponda a la realidad y a las aspiraciones de la población”, dijo Wen.

Wen prometió que el gobierno creará las condiciones para alentar a la gente, así como a los miembros de la Oficina de Consejeros y del ICICH a hablar con sinceridad.

Wen también pidió a los consejeros e investigadores que estudien la construcción moral y cultural de la nación cuando el país se encuentra en una etapa de transición social. A pesar del progreso de las décadas pasadas, la construcción cultural, en especial el impulso de la cultura moral, se ha rezagado con respecto del desarrollo económico del país, dijo.

El primer ministro puso como ejemplos los escándalos de los años recientes, tales como la fórmula infantil contaminada con melamina, los bollos al vapor teñidos con químicos no identificados, el uso de carne en polvo rebajada y el uso de aceite para cocinar ilegal conocido como “aceite de alcantarilla”.

“Estos incidentes virulentos de seguridad de los alimentos han mostrado la grave situación de degradación de la moralidad y la pérdida de crédito”, dijo.

“Un país sin mejoría en la calidad de su población y sin el poder de la moralidad nunca se convertirá en una potencia poderosa y respetada”, advirtió.

Wen dijo que el avance en la construcción moral y cultural ayudará a salvaguardar la producción normal, la vida y el orden social normales, así como a erradicar la mancha de la estafa, corrupción y de otra conducta ilegal.

China debe incorporar el concepto del régimen de la ley en la construcción moral y cultural, a fin de que las firmas e individuos éticos estén mejor protegidos por la ley y sean respetados en la sociedad, mientras que los inmorales sean castigados de acuerdo con la ley y sean condenados por la población, afirmó.

“Los consejeros e investigadores pueden desempeñar un papel importante en el proceso de toma de decisiones científico y democrático del país”, dijo.

El primer ministro los urgió a que realicen mayores esfuerzos en investigación política sobre importantes asuntos relacionados con el progreso económico y social de China, al mismo tiempo que se enfocan en el desarrollo científico y en la transformación de la modalidad de desarrollo económico.

Wen dijo que espera que los consejeros e investigadores estudien las formas de resolver los problemas de distribución injusta de los ingresos y de desarrollo desequilibrado entre las áreas urbanas y rurales y regiones diferentes.

La profundización de las reforma de los sistemas económico y político también debe incluirse en la agenda de investigación, afirmó.

Wen sugirió que los consejeros e investigadores se esfuercen más para investigar la situación al nivel de las bases y que ofrezcan consejos objetivos y valiosos para que el gobierno resuelva los problemas y dificultades existentes.