China establece programas piloto en 16 ciudades para reformar sus hospitales

In Noticias, Sociedad by PSTBS12378sxedeOPCH

China eligió 16 ciudades para establecer programas piloto encaminados a reformar los hospitales administrados por el Gobierno, en un intento por reducir las quejas del público sobre el creciente costo de la atención médica, según se indica en una circular oficial dada a conocer ayer.


De acuerdo con el documento, estas ciudades deben establecer un sistema de servicio médico razonable, efectivo y optimizado y motivar plenamente a los trabajadores médicos para que ofrezcan al público una atención y servicios efectivos, convenientes y accesibles en términos de costo.

“Los hospitales públicos deben mantener su objetivo de servir a los intereses del público y su principal prioridad debe ser proteger la salud de la población”, se indicaba en el documento emitido de forma conjunta por cinco ministerios, incluyendo el Ministerio de Salud.

Las ciudades elegidas, seis en el área central de China, seis en el este y cuatro en el oeste, están llamadas a iniciar la reforma este año.

En abril de 2009, China dio a conocer un plan a 10 años para la atención sanitaria, con lo que dio inicio a una muy esperada reforma para mejorar su anquilosado sistema médico. El principio central de la reforma es proporcionar atención médica básica a la población como “servicio público”.

El ministro de Salud, Chen Zhu, dijo que servir los intereses de los ciudadanos debe ser subrayado en la reforma de la atención sanitaria y que los hospitales públicos deben desempeñar un papel importante en esto.

Las estadísticas del Ministerio de Salud señalan que en noviembre de 2009, China contaba con cerca de 14.000 hospitales públicos en todo su territorio.

Li Ling, profesor del Centro de Investigación Económica de la Universidad de Pekín, dijo que la reforma significa que los hospitales públicos volverán a su naturaleza de servicio público en lugar de ser un negocio.

“Esto es fundamental para resolver las quejas sobre lo caro que resulta el servicio médico”, dijo Li.

Antes de 1985, los hospitales públicos de China contaban con una financiación gubernamental completa. Desde entonces, la situación ha cambiado, pues los hospitales iniciaron una reforma orientada hacia el mercado mientras la política de reforma económica y apertura de fines de 1978 se arraigaba en el país.

“Desde entonces, se permitió a los hospitales públicos lograr utilidades para revitalizarse”, dijo Xie Pengyan, profesor del Hospital No. 1 de la Universidad de Pekín. “Nuestro hospital creció con rapidez y mis ingresos aumentaron de forma notable desde ese año”.

Los analistas señalan que aquella reforma orientada hacia el mercado mejoró en alguna medida el servicio médico. Pero el hecho de que los hospitales operaban usando los ingresos derivados de los servicios médicos y de las recetas para medicamentos también tuvo como consecuencia el aumento de los costos médicos.

De acuerdo con la circular, los hospitales públicos no tendrán autorización para obtener ganancias por las recetas médicas. Deben operar con los fondos del Gobierno y los cargos por los servicios médicos.

El documento señala además que es necesario realizar esfuerzos para reforzar las infraestructuras sanitarias de las zonas rurales. Los hospitales públicos tienen la obligación de formar a trabajadores médicos para las instituciones sanitarias básicas.