China y EEUU resaltan nuevo tipo de relaciones entre potencias

In Noticias, Política exterior by PSTBS12378sxedeOPCH

BEIJING, 11 nov (Xinhua) -- El presidente de China, Xi Jinping y su homólogo de Estados Unidos, Barack Obama, prometieron hoy que sus dos países impulsarán un nuevo tipo de relaciones entre potencias.


BEIJING, 11 nov (Xinhua) — El presidente de China, Xi Jinping y su homólogo de Estados Unidos, Barack Obama, prometieron hoy que sus dos países impulsarán un nuevo tipo de relaciones entre potencias.

Los dos líderes hicieron la promesa en una reunión sostenida en el complejo de Zhongnanhai de la dirigencia en el centro de Beijing.

Obama asistió a la 22º Reunión de Líderes de Economías del Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC, por sus siglas en inglés) y realizará una visita de Estado a China.

Tras recordar sus reuniones anteriores, Xi dijo que ambas partes han mantenido estrechos contactos mediante conversaciones telefónicas y correspondencia.

Xi dijo que se alegra de ver que ambas partes han logrado una considerable cosecha inicial en su propósito de construir un nuevo tipo de relaciones entre países importantes gracias a los esfuerzos conjuntos de ambas partes.

De acuerdo con Xi, tanto China como Estados Unidos han obtenido un mayor entendimiento y mantienen expectativas más altas con respecto al concepto de una relación de ese tipo.

La visita del presidente de Estados Unidos a China representa una importante oportunidad para impulsar la relación, dijo Xi.

El presidente chino añadió que los dos líderes deben mantener una comunicación regular y estrecha e intercambiar puntos de vista sinceros y a profundidad sobre los asuntos fundamentales.

“Sólo de esta forma (los dos países podrán) ampliar de forma integral el entendimiento, la confianza y el respeto mutuos y evitar errores estratégicos de apreciación”, indicó Xi.

El presidente chino pidió a ambos países ampliar la cooperación pragmática con un enfoque especial en la promoción activa de las colaboraciones pioneras.

La comunicación y la coordinación en los asuntos regionales e internacionales también debe ser ampliada, dijo Xi, con el fin de contribuir juntos a la paz, estabilidad y prosperidad mundiales.

Por su parte, Obama resaltó que Estados Unidos y China poseen las dos economías más grandes del mundo y pueblos enérgicos e innovadores.

Reforzar la cooperación entre los dos países, cuyos intereses están altamente integrados, podría beneficiar a los pueblos de ambos países y al mundo entero, dijo Obama.

Obama indicó que está dispuesto a intercambiar puntos de vista con el presidente Xi sobre una amplia gama de temas de forma oportuna y a elevar el nuevo tipo de relación entre potencias de China y Estados Unidos a un nivel superior.

Los dos jefes de Estado dieron una caminata antes de la reunión en el complejo de Zhongnanhai de la dirigencia en el centro de Beijing.

Xi cenó con Obama y le informó de los esfuerzos de China para profundizar de manera integral la reforma, promover el Estado de derecho y reforzar la construcción del partido gobernante.

Xi dijo a Obama que “encontramos una vía de desarrollo adecuada a las condiciones nacionales de China, la vía socialista con características chinas” y resaltó que “la seguiremos de forma inquebrantable”.

Los gobiernos de China y Estados Unidos deben manejar de manera adecuada sus diferencias y actuar como un estabilizadores de las relaciones bilaterales, dijo Xi.

Las diferencias entre los dos países son inevitables, pero no son lo principal de la relación bilateral, agregó Xi.

China y Estados Unidos tienen diferentes condiciones nacionales, diferente historia y diferente cultura, así como distintas vías de desarrollo, dijo Xi.

El presidente chino indicó que las dos partes deben entenderse, respetarse y vivir en armonía sin perder su diversidad.

Para entender la China actual y pronosticar la China del futuro, uno tiene que conocer el pasado y la cultura chinas, dijo Xi, quien agregó que el “gen de la cultura tradicional china” está plantado profundamente en la mentalidad de la China moderna y en la estrategia de gobernanza del gobierno chino.

El pueblo chino aprecia la independencia, unidad y dignidad nacionales. El gobierno chino debe cumplir con la voluntad del pueblo, salvaguardar con firmeza la soberanía nacional, la seguridad y la integridad territorial, mantener la unidad étnica y la estabilidad social y seguir de forma inquebrantable la vía del desarrollo pacífico.

Obama dijo a Xi que Estados Unidos no tiene intención de contener a China porque hacerlo no favorece sus propios intereses.

Estados Unidos está dispuesto a mantener una comunicación y un diálogo sinceros con China, a mejorar el entendimiento mutuo, aprender de la respectiva experiencia, manejar y controlar los desacuerdos de manera eficaz y evitar malentendidos y errores de apreciación, dijo Obama.

Obama dijo a Xi que China es un socio de cooperación de Estados Unidos y señaló que Estados Unidos apoya los esfuerzos de reforma y apertura de China.

Obama indicó que en tiempos de multipolarización, la parte estadounidense da la bienvenida al papel constructivo desempeñado por China en los asuntos internacionales y está dispuesto a ampliar los intercambios y la cooperación con China, a enfrentar juntos los diversos desafíos mundiales y a promover la paz y la seguridad en la región de Asia-Pacífico y en el mundo.

El presidente estadounidense dijo que sostuvo conversaciones profundas con Xi, lo que amplió su entendimiento de la situación en China y del pensamiento del gobierno y los líderes chinos sobre la gobernanza.

Obama dijo que tuvo un mejor entendimiento del motivo por el cual el pueblo chino aprecia la unificación y la estabilidad de este país.

Después de la cena, los dos líderes continuaron sus conversaciones mientras disfrutaban de un té.

El presidente Xi volvió a exhortar a Estados Unidos a dar forma juntos el nuevo tipo de relación entre potencias.

China y Estados Unidos comparten el claro objetivo estratégico de construir un nuevo tipo de relación entre potencias, dijo Xi.

“No debemos permitir que el nuevo tipo de relación permanezca como concepto o se detenga en su cosecha inicial. Debemos promoverlo”, dijo Xi.

Una buena relación entre China y Estados Unidos favorece los intereses de ambos países y es favorable para Asia-Pacífico y el mundo, dijo Xi, quien agregó que los líderes de ambos países comparten este entendimiento estratégico.

Desde una perspectiva estratégica y de largo plazo, China y Estados Unidos deben construir sus relaciones de manera gradual, señaló Xi.

Obama dijo a Xi que Estados Unidos está listo para trabajar con China con la finalidad de lograr este objetivo.