Visita de Xi promoverá cooperación entre BRICS y promoverá lazos con América Latina

In Noticias, Política exterior by PSTBS12378sxedeOPCH

BEIJING, 10 jul (Xinhua) -- La próxima visita del presidente de China Xi Jinping a América Latina fortalecerá la cooperación entre los países BRICS y desarrollará las relaciones bilaterales entre China y los países latinoamericanos.


BEIJING, 10 jul (Xinhua) — La próxima visita del presidente de China Xi Jinping a América Latina fortalecerá la cooperación entre los países BRICS y desarrollará las relaciones bilaterales entre China y los países latinoamericanos.

Durante la visita, programada del 15 al 23 de julio, Xi asistirá a la VI cumbre del BRICS en Brasil y realizará visitas de Estado a Brasil, Argentina, Venezuela y Cuba.

La gira por América Latina es otro importante esfuerzo diplomático tras la visita de Xi a la República de Corea a principios de este mes.

UN BRICS MÁS “BRILLANTE”

La VI reunión de líderes del BRICS el 15 y 16 de julio será el primer evento importante de la gira de Xi.

Este es el comienzo de la segunda ronda de reuniones del BRICS luego de que todos sus integrantes, Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica, realizaron cada uno al menos una cumbre.

Durante la reunión, junto con los líderes de otros Estados miembros, Xi trazará el mapa de la cooperación futura entre los países BRICS.

Tras cinco años de desarrollo, los países BRICS han logrado ahora un marco de cooperación amplio y de múltiples niveles encabezado por la reunión de los líderes.

El grupo también se ha convertido en una fuerza importante para promover la cooperación interna dentro del mecanismo, para abordar la crisis financiera internacional, impulsar el crecimiento económico global e impulsar la democratización internacional.

A pesar de los logros concretos y obvios de la cooperación BRICS, las cinco naciones aún enfrentan tareas desafiantes como la manera de mantener su rápido desarrollo, de impulsar el desarrollo de fondo del mecanismo y de desempeñar un papel más amplio en el escenario mundial.

“En los últimos años han estado surgiendo diversos asuntos internacionales que plantean desafíos al BRICS, así como a cada Estado miembro individual. Es muy importante resumir las experiencias y lecciones pasadas y planear el marco de desarrollo para el futuro”, dijo Li Jianmin, investigador de estudios rusos de la Academia de Ciencia Sociales de China (ACSC).

Durante la cumbre, Xi planteará las ideas y soluciones de China con respecto al desarrollo futuro del BRICS.

China siempre ha apoyado y participado de manera activa en la cooperación BRICS. Como la mayor economía del grupo, la influencia de China se volverá más fuerte a medida que el mecanismo se desarrolla.

Li señaló que con el desarrollo de la cooperación entre las naciones BRICS y el aumento en su fuerza económica, el grupo debe convertirse en un mecanismo de cooperación estratégico de mayor poder vinculante.

Durante la cumbre, Xi planteará las brillantes perspectivas del desarrollo del BRICS e infundirá confianza en sus Estados miembros.

La relativa desaceleración del crecimiento económico del grupo BRICS, derivada del cambio en la situación financiera internacional y su ajuste estructural económico, ha generado predicciones negativas para el grupo.

En respuesta al escepticismo, Fan Yongming, director del Centro para Estudios del BRICS de la Universidad de Fudan, dijo que estos argumentos con errores de cálculo sobre el desarrollo del BRICS y de la economía mundial.

Hay altas y bajas en el crecimiento económico, dijo, y agregó que el ciclo económico aplica tanto para los países desarrollados como para las naciones en desarrollo.

“Desde una perspectiva de mediano y largo plazo, los países BRICS han gozado de ventajas en términos de demografía, recursos y mercados en comparación con sus pares desarrollados”, dijo Fan.

Mientras los miembros del grupo cumplan con sus proyectos de cooperación, el BRICS será tan brillante como siempre.

Se espera que la próxima cumbre acelere el establecimiento de un banco de desarrollo y una reserva de divisas extranjeras, los cuales son sólidos proyectos de cooperación de las naciones BRICS.

Durante su gira, junto con otros líderes del BRICS, Xi también se reunirá con los líderes de la Unión de Naciones de América del Sur (Unasur), el primer diálogo de su tipo.

Una cooperación ampliada del BRICS con los países de América Latina demuestra su inclusividad y apertura y traerá más oportunidades de desarrollo, afirman expertos.

Para las naciones de América del Sur, trabajar de manera estrecha con las naciones BRICS les permitirá tener más oportunidades de desarrollo.

Las naciones BRICS y los países de América del Sur son todos mercados emergentes y países en desarrollo con un enorme potencial de desarrollo y potencias nacientes en el patrón global, señalan los expertos.

El diálogo entre las dos partes ayudará a los países emergentes y en desarrollo a salvaguardar sus intereses en común y a elevar su voz en la gobernanza mundial.

PROMOCIÓN DE LAZOS GENERALES ENTRE CHINA Y AMERICA LATINA

En Brasil, Xi se reunirá con los líderes de los países de América Latina y el Carbie con quienes intercambiará puntos de vista sobre temas regionales e internacionales de interés común.

La cumbre de este año constituirá un hito en las relaciones entre China y América Latina, afirman expertos.

Los líderes de China y América Latina anunciarán el establecimiento oficial del foro China-CELAC (Comunidad de Estados de América Latina y el Caribe) que se espera que realice su primera reunión ministerial este año en Beijing.

CELAC simboliza la unidad, independencia y desarrollo de América Latina. Por lo tanto, el foro servirá como una importante plataforma para promover las relaciones entre China y América Latina.

Tomando como base los principios del beneficio mutuo y el desarrollo común, con esta plataforma, las dos partes pueden discutir una amplia cooperación en temas como política, comercio, economía, ciencia, tecnología e intercambios culturales y entre personas.

La próxima cumbre y el foro China-CELAC son fruto de los esfuerzos conjuntos de las dos partes para promover las relaciones bilaterales en los últimos años.

“América Latina ha sido un factor importante para mantener la paz y el desarrollo mundiales. Y tiene mucho en común con China en términos de salvaguardar la soberanía nacional, desarrollar la cooperación económica y buscar un nuevo orden político y económico mundial”, dijo Shen Yun’ao, ex embajador de China en Brasil y Argentina.

China elevó los lazos bilaterales a nivel estratégico al emitir su libro blanco sobre los lazos de China con América Latina y el Caribe en 2008.

Los jefes de Estado y de gobierno que asistirán a la cumbre de CELAC en enero también acordaron sentar una base sólida para el mecanismo de cooperación con China.

El comercio entre China y la región creció más de 20 veces de 12.600 millones de dólares en 2000 a 261.500 millones de dólares en 2013. China es el segundo socio comercial más grande y la tercera fuente de inversión más importante para América Latina.

Xi realizó el año pasado su primer viaje a México, Costa Rica y Trinidad y Tobago como presidente de China, lo que mostró la disposición de China a profundizar y ampliar sus lazos con las naciones latinoamericanas.

Su segundo viaje a América Latina profundizará la confianza mutua, ampliará la cooperación y consolidará la amistad, dijo Xu Shicheng, un investigador de estudios latinoamericanos de la ACSC.

Las oportunidades para el desarrollo de la cooperación amistosa entre China y América Latina son enormes, pero con mucho espacio para mejorar, lo cual requiere de los esfuerzos conjuntos de los líderes de ambas partes, dijo Xu Yicong, ex embajador de China en Ecuador, Cuba y Argentina.

“El viaje de Xi a América Latina dará un impulso directo a la cooperación de beneficio mutuo entre las dos partes”, dijo.

América Latina, con vastos territorios, es rica en recursos y China tiene un enorme potencial de mercado, fondos y tecnología. Esto favorece los intereses estratégicos de las dos partes para buscar una cooperación de múltiples dimensiones y niveles basada en resultados de beneficio mutuo.

“Tanto China como América Latina se encuentran en la etapa de la transformación estructural y necesitan aprender de sus respectivas experiencias en desarrollo”, dijo Xu de la ACSC.

“La gira de Xi por América Latina logrará el objetivo de promover las relaciones China-América Latina”, agregó.

ELEVACIÓN DE LOS LAZOS BILATERALES

Durante la gira de Xi por América Latina, el presidente llegará primero a Brasil, el mayor país en desarrollo y un importante mercado emergente del hemisferio occidental, en donde se reunirá con la presidenta brasileña Dilma Rousseff para impulsar sus lazos.

“La visita de Xi llevará los lazos China-Brasil a un nuevo capítulo”, dijo Mauro de Holanda, jefe del Departamento del Este de Asia del Ministerio de Relaciones Exteriores de Brasil, quien señaló que este año se celebra el 40° aniversario del establecimiento de los lazos diplomáticos bilaterales, lo que da un significado especial a la visita.

Brasil es el primer país en desarrollo que estableció una asociación estratégica con China y el primer país de América Latina en establecer una asociación estratégica integral con China.

En Argentina, Xi conversará con su homóloga argentina Cristina Fernández para elevar los lazos bilaterales a un nuevo nivel a través de la firma de una serie de documentos de cooperación en comercio, inversión, agricultura, finanzas e infraestructura.

Argentina es un importante socio de cooperación de China en América Latina. Desde que las dos naciones establecieron relaciones hace 42 años, los lazos bilaterales han registrado un rápido desarrollo y los dos países se han vuelto buenos amigos con confianza mutua y buenos socios con igualdad y beneficio mutuo.

Además, puesto que este año se celebra el décimo aniversario del establecimiento de la asociación estratégica bilateral, los analistas consideran que la visita ayudará a profundizar la cooperación pragmática bilateral y a mejorar la confianza política mutua.

Venezuela, también un socio de cooperación importante de China en América Latina, es la tercera escala de la gira de Xi por América Latina. Durante la visita, Xi y su homólogo venezolano, Nicolás Maduro, definirán el futuro de los lazos bilaterales.

Desde que China y Venezuela establecieron lazos diplomáticos en 1974, en especial una asociación estratégica para el desarrollo común en 2001, las dos naciones han registrado un desarrollo rápido e integral en sus relaciones.

Analistas locales señalan que la visita de Xi transmitirá un mensaje positivo en el sentido de que la confianza mutua, la cooperación económica bilateral y los intercambios culturales y entre personas se estrecharán. La influencia de China en la región será más fuerte y la Cooperación Sur-Sur se consolidará aún más.

Finalmente, la gira de Xi por América Latina lo llevará a Cuba, el primer país latinoamericano que estableció relaciones diplomáticas con China.

Durante su estancia en Cuba, Xi conversará con el líder cubano Raúl Castro para fijar el rumbo de las relaciones bilaterales y las dos partes firmarán múltiples documentos sobre economía, comercio, agricultura, biotecnología, cultura y educación, entre otros.